LORI MEYERS, LA BANDA DEL SEATTLE ESPAÑOL

JUAN ANTONIO NAVARRO | 21 DE MARZO DE 2013 | ENTREVISTA

Noni, Alejandro y Alfredo forma la banda granadina Lori Meyers. / UNIVERSAL MUSIC.
















El Hotel Room Mate Laura, elegido por Lori Meyers para este largo día de promoción, es, como dicen ellos, moderno a la vez que antiguo. Cuando entro a la habitación, para mi alegría, el paisaje es andaluz, nada ceremonioso, libre y espontáneo. Que si uno tocando la guitarra en el sofá, que si otro sentado en el suelo hablando por teléfono, que si otro paseando por el ancho cuarto con una cerveza en la mano... El espíritu de Granada, del sur, en una sola fotografía. Y en cinco discos, ya, que confirman que allá abajo, en la ciudad de Lorca, no ha dejado de cocerse arte ni un solo segundo. Pero eso es en el Seattle español. Aquí en Madrid, en la Nueva York, no hay más música que la naturalidad con la que los Lori Meyers sueltan ideas y bromas. Si alguien vio alguna vez la más mínima artificiosidad en ellos, no imagina lo equivocado que está.

"Las discográficas son cazatalentos a la espera de que alguien sobresalga en la red con un millón de visitas"

Una curiosidad: ¿que Impronta se haya publicado el 19 de marzo, día del padre, es intencionado? Es vuestro momento para quedar bien con ellos.

Alejandro Méndez: Fue casualidad. No estaba buscado que coincidiera con el día del padre.

Antonio López (Noni): No es para nada buscado. De hecho, mi padre falleció hace dos años y parte de lo que aparece en el disco es por él. Así que hasta me parece cínico por parte de Universal y voy a aprovechar para decirlo. Me lo voy a tomar por el lado positivo, como que sirve para recordarle. Aunque lo mismo me lo tomo por el lado negativo después de dos cervezas (ríe). No, es broma todo.

Habéis elegido una forma muy innovadora de estrenar el nuevo disco, colocando carteles por las calles de Madrid, Barcelona y Granada con códigos para oír las canciones. ¿De dónde salió esta idea?

Alfredo Núñez: De Universal. Es una aplicación que se llama U-view, de la propia discográfica, que se desarrolló en Inglaterra. Pero nunca se había hecho una campaña de promoción como esta, con cartelería y con realidad aumentada. Es la primera vez que se hace tanto en España como fuera de ella. A nosotros la idea nos encantó, porque es original y atractiva.

Noni: Concuerda con la manera que tiene Lori Meyers de hacer las cosas, siempre con las redes sociales de por medio y haciendo partícipe al fan con contenidos interactivos. Es mucho más divertido. Y al mismo tiempo saca al fan a la ciudad, a buscar en las esquinas. Eso es guay. Además, hemos hecho contenidos extras solo para esto, incentivando con esas rarezas que jugaran.

Sí que está guay. ¿Y cómo ha respondido la gente?

Alejandro: Encantada. La gente está ansiosa por cosas nuevas. Y esto de los carteles es más lúdico que estar frente al ordenador. Vas por las calle y encuentras canciones nuevas.

"Anni pronto nos sobrepasará a todos, porque hace una música que es super compleja"

Hablabas antes, Noni, de la interactividad con el público. Con el boom de las redes sociales, ¿se ha desmitificado al músico, tan inalcanzable en los setenta? ¿Ha cambiado definitivamente la relación artista-público?

Noni: No, no, no. De verdad que hay artistas que siguen siendo unos mitos. Los grupos como Lori Meyers, que empiezan en el declive de la música, tiran desde el principio de las redes sociales. Lo que me preocupa es que los mitos estén ahora metiéndose en la red y diciendo "eh, ahora soy guay, ahora puedes acercarte a mí". Es cierto que está cambiando todo porque la cosa está rara, pero nosotros desde siempre hemos estado ahí: Myspace, Facebook, que si concurso de videoclips, que si votaciones... Nunca hemos estado lejos del público. La red es la forma más barata y cómoda de dar a conocer nuestras canciones, nuestras fotos, nuestras ideas...

Alejandro: Son diferentes formas de verlo. Hay artistas que prefieren no hablar tanto de ellos. Dicen "toma, ahí tienes mi disco, escúchalo", y ya está. Generaciones diferentes.

Pero ya se acabó eso de mandar una maqueta a una gran discográfica y que te fichen. Ahora si no tienes un status en la red, nada de nada.

Alfredo: Pero esto tiene tiempo. Hace muchos años que las discográficas no apuestan por grupos noveles. Se apuesta por grupos que ya tienen cierto reconocimiento previo, igual que en el fútbol se fichan jugadores que ya están hechos. Las discográficas son ya cazatalentos a la espera de que alguien sobresalga en la red con un millón de visitas.

Noni: Es patético, pero es así. De todas formas, puedes fijarte en alguien que tenga un millón de reproducciones, pero si canta chorradas no sirve de nada. Al final, el arte determinará lo que es el arte. Internet no va a dar ya más falsos ídolos de los que ha dado.

¿A qué responde la participación de Ricky Falkner en Impronta?

Alejandro: Lo conocíamos de hace varios años, de haber compartido escenario y conversaciones sobre música. Sabíamos que teníamos muchos puntos en común. Además, es muy exquisito a la hora de hacer arreglos. Nos pareció muy acertado poner a los dos productores juntos, a él y a Sebastian Krys, para que lucharan y surgiera lo que surgió.

"La red es la forma más barata y cómoda de dar a conocer nuestras canciones, nuestras fotos, nuestras ideas..."

Has mencionado a Sebastian Krys. Os cayeron muchas críticas por trabajar con él en el disco anterior, pero volvéis a hacerlo ahora. ¿Es una manera de demostrar que no cambiáis ante la presión externa?

Alejandro: Puede ser. Puedes interpretarlo así. Lo hemos vuelto a llamar y ahora ya nadie dice que esté mal, ya sea porque algunos pasan o porque otros han tenido que callarse. Nosotros lo defendimos y lo defendemos.

Noni: Pero es que nunca sentimos esa presión. Y lo defendemos a él, a su profesionalidad, porque es nuestro colega y nosotros defendemos a nuestros colegas. No a Cuando el destino nos alcance, que al fin y al cabo es un disco de música. Si no te gusta no pasa nada. A mi no me gustan todos los discos de todos los grupos.

No me gusta hablar de evolución o involución, porque cada álbum es hijo de su momento. ¿Pero de los vuestros, de cuál os sentís más lejos?

Noni: Hostal Pimodan. Fue un disco complejo para la edad que teníamos.

Alejandro: El primer disco fue juvenil y directo. El segundo, Hostal Pimodán, por oposición, tenía que ser más complejo, elaborado y musical. Estábamos progresando como grupo. Ahora sale más fácilmente, pero en aquella época nos costó hacerlo. Queríamos hacer un disco de la ostia.

Alfredo: Era un disco muy presuntuoso. Porque vienes de un primer disco creyendo que te has dejado muchas cosas. Por eso el segundo disco siempre es el más recargado, y normalmente, el peor de todos los grupos.  A mí, de todas formas, me gusta mucho Hostal Pimodan, porque dimos en la tecla de un sonido preciosista que conjugó muy bien. Ahora en el quinto piensas "me voy a dejar cosas igualmente, así que lo dejaré para el siguiente".

Noni: (ríe)  Esa es la reacción normal, la de decir "no lo haré nunca ya".

Alejandro: Pero que lo defendemos mucho. A muchos colegas músicos es de los que más le gustan. Conseguimos un ambiente diferente. Pero es verdad lo que dice Alfredo. Manos de Topo querían llamar al segundo disco El primero era mejor, y al tercero Este sí que es malo. (todos ríen).

Me ha sorprendido leer como Anni B Sweet, Iván Ferreiro y Supersubmarina hablaban tan bien del disco. Desde fuera no se percibe este buen rollo intergrupal. ¿Es real?

Noni: Los que has nombrado son amigos. Amigo: una palabra importante. Ten en cuenta que he visto a Iván Ferreiro más veces que a muchos de mis viejos amigos últimamente. Y al final se crean lazos, no solo con los artistas que has nombrado, con muchos más. Pero es verdad que Iván es muy amigo nuestro. Es el puto Iván Ferreiro, un máquina. Vino a Granada, al cortijo, expresamente para la grabación de Impronta. Se tragó el disco entero y luego dijo: (trata de imitar su voz) "Deberíais dedicaros a esto. Sois buenos".  Anni pronto nos sobrepasará a todos, porque hace una música que es super compleja. Somos sus admiradores. Y Supersubmarina se está convirtiendo en un grupo referente. Nos van a pegar un pasón que nos van a dar con la rueda de la moto. Pero es uno de los grupos que más me alegría que me pisoteara, porque son muy humildes, trabajadores y buenos músicos.

Alejandro: Son compañeros nuestros, y tienen nuestros mismos miedos e ilusiones.

"La gente está ansiosa por cosas nuevas"

Antes de empezar la entrevista te oí mencionar al vinilo, Noni. Me consta que tenéis intención de publicar Impronta en vinilo también. ¿Es rentable o es puro romanticismo?

Noni: Romanticismo. Nosotros mismos somos compradores y fans del vinilo. Esa esencia del respiro para cambiar de la cara A a la cara B, ese crujido...

Alejandro: Es romanticismo, pero hay un sector, que no es mayoritario, que compra.

Alfredo: No es rentable, pero como se hacen quinientas o mil copias, se acaban vendiendo.

Tiene que ser una satisfacción muy grata tener tu trabajo en vinilo. Porque el CD está bien, pero...

Alfredo: Con el vinilo palpas el arte.

Noni: Los CD's los he perdido o regalado todos. Nosotros siempre metemos presión para que salgan en vinilo nuestros trabajos.

¿Son reticentes los sellos ha sacar vinilos?

Noni: ¡No, qué les importa el concepto si lo que quieren es vender! Si se vendiesen veinte mil vinilos volveríamos todos al vinilo.

"El arte determinará lo que es el arte. Internet no va a dar más falsos ídolos" 

O al casete.

Alfredo: Pero el casete es como el CD, vuelves a reducir el formato y te cargas el arte. Y encima falla mogollón de veces. Sin embargo el vinilo es la forma más natural de reproducir la música. Una aguja en un surco. Y si lo cuidas, no falla nunca. Además, ahora los vinilos traen consigo cupones de descarga de mp3, porque no puedes reproducir el vinilo por la calle (ríe).

Decíais en una entrevista que no descartábais un sexto disco folk. Sé que lo decíais en broma, ¿pero por qué no? Al final los géneros son solo vestidos.

Noni: Tenemos canciones como "Despedirse" o "Viajeros en el tiempo" que son folk. Llevamos no se cuantos años diciendo "el siguiente folk", por eso lo soltamos en esa entrevista. Además, hemos hecho varios acústicos con un cajón flamenco, una percusión, una guitarra acústico, un bajo acústico... Y eso es folk. Sonaban guays las canciones en ese formato.

Alejandro: Está encima de nosotros, pero nunca hemos hecho ese ambiente folk de guitarrita y tal. Al final tendremos que llamar al productor de Mumford & Sons y hacerlo para que la gente no se cabree.

Alfredo: Era más una coña, como diciendo "no nos vamos a cerrar nunca a nada".

Ahora que tenéis cierto recorrido y reconocimiento, que han quedado atrás la ingenuidad y las primeras veces. ¿Ha pasado lo mejor?

Noni: Ahora viene lo mejor, con experiencia. Es como si dices que a los veintitres años el sexo es mejor, porque estás descubriendo cosas. ¡No, no, ahora sabes muy bien qué hacer con todo! Recuerdo la entrevista de Paco Lucía donde decía que aún seguía aprendiendo. ¡Todavía sigues aprendiendo, me cago en dios! Si él aún tiene cosas que aprender, nosotros tenemos mucho, mucho, mucho que aprender todavía.

"Hay artistas que siguen siendo unos mitos"

Eso es cierto, pero la fuerza de la ilusión y de los nervios de los inicios decae.

Alejandro: Sí, es verdad que cada vez te sorprendes menos.

Alfredo: Se pierde la inocencia. Pero esos momentos, cuando nos entraba agua en la furgoneta, cuando los viajes eran horribles, o cuando estábamos a punto de matarnos en la carretera, se recuerdan mucho más que cuando te llevan en una furgoneta de puta madre. Al final esas vivencias son las que arraigan. Y trabajamos en algo que es directo, no sabes lo que va a pasar cada día, a diferencia de un oficinista. Eso incertidumbre mantiene viva la inocencia.

Para acabar, en el reportaje de El País "Viaje al corazón indie de Granada" decís lo siguiente: "Esto es como el pequeño Seattle de rock independiente en España".

Alfredo: Lo dije yo, pero llevamos todos años diciéndolo. De Seattle no salieron solo grupos grunge, sino que dió mucho más, sin tener en los EE.UU una situación geográfica muy buena. No era Nueva York ni era Los Ángeles. Granada no es Madrid ni es Barcelona, pero tiene una escena  muy viva.

Noni: Pero no defendemos solo lo nuestro. Hubo una escena indie en el 'noventipico' en Gijón con Nacho Vegas, Nosotras... ¡Y copón, que era Gijón! Hay ciudades de España que según que década han hecho cosas guays o no. ¿Qué le pasa a Granada? Que sigue década tras década sacando cosas interesantes. Eso es un plus. Como para no hablar de ello.

© 2013 äll magazine spain . All rights reserved.
Designed by SpicyTricks