II EDICIÓN DEL HAVANA 7. HISTORIAS QUE CUENTAN

JUAN ANTONIO NAVARRO | 17 DE ABRIL DE 2013 | CRÓNICA

Diego A. Manrique, Alberto Granados, Beatriz Pécker, Juan Carlos Cifuentes y Oriol Llopis. / CLAUDIA CABRERA.












Las ocho de la tarde en el Teatro Calderón de Madrid. Amabilidad, comida en la  mesa, barra libre de cócteles y una banda proporcionando buenos sonidos eran interrumpidos cuando, con la sala llena, las luces cedían y la pantalla se convertía en una sucesión de periodistas musicales contando sus mejores batallas. Eran los que no podían -por razones espaciales- estar noche ahí, en la segunda edición del "Havana 7. Historias que cuentan", dedicada en esta ocasión a la perspectiva y al papel del crítico en ese inagotable arte llamado música, tras un primer año enfocado a los fotoperiodistas.

El que sí estaría, tras una sigilosa entrada, fue Diego Manrique, conductor durante casi dos décadas del popular programa de radio El Ambigú y articulista de El País en la actualidad tras su salida de Radio 3. En la entrevista que le hacíamos tan solo unos días atrás, Manrique aseguraba tener muchas cosas que contar y no defraudó lo más mínimo. Entre otras cosas, dijo haber empezado en esto del periodismo musical cuando, desde algún lugar, oyó la voz del doblador de Charlton Heston en Los diez mandamientos que le decía: "Ve y enséñales."

De memoria enciclopédica, no dudó en puntualizar las aventuras del resto de invitados o en arrancar de los abismos del recuerdo anécdotas comprometedoras, como aquella en la que un mánager, a quien citó con nombre y apellidos justo antes de que un servidor lo olvidase, le ofrecía neveras, televisores y cualquier otro electrodoméstico a cambio de acceder a entrevistar a Paloma San Basilio. O la censura que RNE ejercía sobre su programa cuando decidían sacar al aire algún material cuya primicia estaba destinada a uno de los programas estrella de la cadena, Rockopop, dirigido por Beatriz Pécker, también presente anoche en el Teatro Calderón.

Beatriz, directora y presentadora del mítico programa televisivo que acercó la ola a los espectadores, además de retransmisora de varias múltiples ediciones de Eurovisión, declaró, entre risas, no haber estado al tanto del abuso que el programa ejercía sobre la humilde frecuencia presentada por Manrique. No es lo único que dijo no saber. Ya en la presentación daba muestras de una actitud de autorelegada al segundo plano que mantendría a lo largo de toda la noche: "Ellos saben muchísimo más de música. Son leyendas de esto pero yo no". Una de las mejores postales que dejó fue la de una Linda McCartney soplándole las respuestas a Paul McCartney durante una entrevista con la periodista española.

Los otros dos invitados, Juan Carlos Cifuentes y Oriol Llopis, no pudieron presentar mayor contraste. "Cifu", entrañable presentador de míticos programas de jazz como Jazz porque sí o Jazz entre amigos, que fueron y son referencia de un género tan ignorado en nuestro país que el propio periodista aseguraba haber actuado como "profeta en el desierto", se mostraba relajado, incapaz de terminar el cóctel que Havana 7 había preparado a su gusto, repasando su entrevista al legendario Miles Davis o al pianista y compositor cubano Bebo Valdés. Mientras tanto, el excéntrico Oriol hacía todo lo posible por centralizar la atención, y esto lo consiguió con creces, hacer reír a los asistentes con las historias de un Axl Rose invitándole a cenar o la de un Iggy Pop drogado hasta la médula.

Más de dos horas de historias, vídeos, fotografías y canciones guiadas por el periodista Alberto Granados en condición de moderador. Un viaje a través de unas décadas en que los periodistas españoles cuestionaban y cabreaban a las grandes leyendas de la música popular con sus preguntas que resultó tan apasionante como lapidario. Como decía el propio Diego: "No digamos la verdad. Dejemos a los artistas y periodistas en esa mentira de que todo irá genial".

© 2013 äll magazine spain . All rights reserved.
Designed by SpicyTricks